Noticias

HELIOPOL CONSTRUIRÁ LA NUEVA EDAR DE HUÉRCAL-OVERA

EDAR1

HELIOPOL se adjudicó en el 2016 las obras de las nuevas instalaciones de depuración que tratarán las aguas residuales del municipio de Huércal-Overa, en Almería, con un presupuesto de 4,8 millones de euros, bajo la modalidad de Concurso de Proyecto y Obras convocados por la AMAYA, financiada con cargo al Canon Autonómico de Depuración. Con esta adjudicación, HELIOPOL da un nuevo paso en su actividad en el ámbito de la obra hidráulica y medio ambiental, estratégica y encaminada a la decidida apuesta de Grupo Rusvel por su entrada en el mundo del residuo y el agua.

Tras la elaboración y aprobación del correspondiente Proyecto de Construcción, inicia las labores de construcción de forma inminente.

La actuación consiste en la construcción de una nueva estación depuradora de aguas residuales urbanas por aireación prolongada destinada a la población del núcleo urbano de Huércal-Overa (más de 23.000 habitantes equivalentes), sustituyendo a la actual con capacidad para 12.800 habitantes, ejecutada por lagunaje, lo que supone un incremento del 80% en su capacidad de tratamiento respecto a la actual, así como un control del proceso más técnico y asegurado. También está dotada la planta de una línea completa de tratamiento de fangos y desodorización de olores de las zonas sensibles.

A esto se suma el hecho de que parte de sus instalaciones se hayan proyectado para que, en caso en caso de que la demanda poblacional vaya en aumento, se pueda incorporar una tercera línea de depuración facilitando la nueva ampliación con un mínimo coste adicional. El caudal medio de aguas residuales que se podrán tratar, una vez terminada la obra, es de 3.600 metros cúbicos al día.

La nueva depuradora incorpora todas las nuevas tecnologías que actualmente se incorporan a este tipo de instalaciones; un sistema de telecontrol que recibe datos de funcionamiento en tiempo real, lo que permite actuar sobre los procesos de tratamiento de inmediato. Junto a esto, se han tenido en cuenta las exigencias de la legislación actual en cuanto a la realización de ensayos acústicos, olfatométricos y de emisiones a la atmósfera, así como la redacción de un plan de gestión de residuos.

Una vez finalizadas las obras, HELIOPOL contará con 6 meses de puesta en marcha de las instalaciones que culminará con la entrega de la misma en perfectas condiciones de funcionamiento a GALASA.

La parcela sobre la que se construirá la depuradora se encuentra junto a la rambla de la pedanía de El Saltador, y el plazo de ejecución previsto es de dieciocho meses. Sobre dicha parcela también se actuará dotándola de una importante protección contra las avenidas del río, causante hace años de graves daños en la actual depuradora.

Se adjuntan:

Panel informativo (1).

Panel informativo (2).